5.02.2006

Abaddon el exterminador

Esta es la última parte de la trilogía que Ernesto Sábato empezó con El túnel (1948)y siguió con Sobre héroes y tumbas (1961), y también la parte menos conocida y leída, quizá porque no tiene una estructura fácil y no se lee de un tirón como El túnel, y tampoco narra una historia tan intensa como la que desgarra Sobre héroes y tumbas. Al contrario, se trata de un libro que hay que leer con calma, reflexionando y, si es posible, volviendo atrás de vez en cuando para releer alguna escena. Porque, en mi opinión, la mejor manera de dividir Abbadon, el exterminador (1974) es en escenas cortas, muy profundas, desordenadas pero unidas por el hilo de los personajes que entran y salen para gritar y guardar silencio, como dentro de un círculo vertiginoso que sería, en este caso, el infierno. Porque de eso trata la novela en su fondo, de la victoria de las fuerzas del Mal sobre el Bien, y del papel que el ser humano, y sobre todo el artista, puede y debe desempeñar en medio de la angustia del que sabe. En este sentido, Abaddon, el exterminador no muestra nada nuevo: las mismas obsesiones de Sábato aparecen con tanta fuerza como siempre, o más, debido a la estructura que incrementa la impresión de caos y pesadilla. Pero no es originalidad lo que Sábato pretendía al escribir esta novela, como nos advierte desde el principio. De modo que sólo los lectores que quedaron tan impresionados por Castel, Bruno, Alejandra o el propio Sábato (que aparece aquí como uno de los personajes principales, junto al resto) que deseen indagar en el universo terrible en que éstos se mueven, sólo ellos podrán ahondar en la novela y temblar ante unas alucinaciones cuya lucidez queda siempre en cuestión. Aunque las manías persecutorias del Sábato personaje se convierten en cotidianas y pierden suspense, el horror y la intuición de que seres malignos pueden estar guiando nuestras vidas más de lo que nunca llegaríamos a sospechar se impone durante la novela. Y ése es el mérito de Sábato escritor: saber arrastrar al lector hacia sus obsesiones, convencerlo para luego dejarlo libre (la pesadilla cobre vida durante la lectura, no después), y no caer en refugios apocalípticos de mundos paralelos o realidades alternativas. Ya que todos estamos dispuestos a aceptar, al fin y al cabo, que "el mundo que para nosotros cuenta es éste de aquí: el único que nos hiere con el dolor y la desdicha, pero también el único que nos da la plenitud de la existencia, esta sangre, este fuego, este amor, esta espera de la muerte".

Y así, entre personajes que se persiguen y se espían hasta la exasperación, o quizá por puro aburrimiento, y mediante la continua presencia de la necesidad de crear del escritor (encarnada en el personaje de Sábato), la novela avanza entre la melancolía, el horror y el humor -que surge sobre todo en los diálogos: impecables, inteligentes y agudísimos- hacia ese territorio de sombras, el Mal que forma parte de la esencia del ser humano, y que cada uno lleva dentro de sí pero muy pocas veces se dispone siquiera a mirar de reojo. Ernesto Sábato sí se enfrenta de nuevo a este mundo nuestro de las tinieblas, subiendo el último peldaño en la trilogía de la novela, negando la casualidad para perseverar en la búsqueda entregada que confiere sentido a toda su obra.

76 comentarios:

  1. me partece excelente este libro mas que nada para los fuituros economistas del mundo muestra una realidad muy compleja de lo que es el mundo

    ResponderEliminar
  2. Me parece que este libro de Sabato no es más que un soberano bodrio de un escritor obsecionado con la envidia profunda de no haber escrito el Ulises primero que Joyce.

    Una lastima que se gaste papel, tinta y energia electrica para imprimir esta flatulencia intelectual del Sr.Sabato. Que bien vale la pena que se haga ver por un sicologo. Pues la envidia es mala y envenena.

    ResponderEliminar
  3. q pobre tu vision del libro...y de la vida...una critica se realiza a la obra,el sujeto q la escribe es solo un medium..rebajar a un autor sin fundamentos solidos,utilizando la critica hacia la persona solo demuestra una cabeza plana como este teclado q utilizo para escribir..ahhh y sicologo se escribe con P...el mal triunfa sobre la vida..

    ResponderEliminar
  4. Amigo hace rato que la Real Academia de la lengua sugiere eliminar las grafías de cultimos latinos, en este caso la "p" de la palabra sicología. Hay que tomar los diccionarios de vez en cuando, hace bien. ( Este consejo va gratis )

    Respecto del libro un tremendo sarangüaco literario propio de un latino afrancesado de cuarta fila. Quizás la culpa la tiene Joyce al poner un circo maravilloso en Irlanda y todo el resto se siente con el derecho ponerse a escribir payasadas.

    ResponderEliminar
  5. jajaja!!
    que puto te ves "anónimo",
    escribiendo sin dar a conocer tu identidad,
    como todo un cobarde!
    Y todavía peor: tirando piedras
    a un gran autor y una parte de su obra,
    con argumentos más que pendejos
    y haciendote el muy entendido sobre literatura.
    jajaja
    No seas ridiculo!
    Y bueno,
    creo que no debí gastar mi tiempo
    en tus tonterias, pero ya ni modo.
    Ok, saludos, y que dios te acompañe,
    porque lo necesitas!!

    Ah, me olvidaba:
    no respondere a la segura retahila de comentarios que escribiras para defenderte y hacerme quedar mal. Asi que te sugiero que reconsideres el hecho de volver a escribir más basura por aca.

    ResponderEliminar
  6. Estimado Jose Antonio.

    La literatura de excelencia, la musica sublime, la pintura que sobrecoge y en general como toda obra arte superior une a las personas, la mala solo las contrapone, las desune y las provoca ..., juzguemos entonces la obra del Sr. Sabato..

    Saludos para ti tambien.
    Enrique Vásquez

    ResponderEliminar
  7. El arte no se juzga, se disfruta o no.

    Sería bueno que en lo sucesivo basaras tus críticas literarias en algo un poco más profundo y menos llano que una simple comparación.

    ResponderEliminar
  8. Si, quizàs tengas mucha razón, el arte es para disfrutarlo y no para juzgarlo. Pero escribir lamentablemente es exponerse, es abrirse a la opinión de lectores críticos.
    En lo personal me molesta la simpatia casi sicòtica, narciza y desenfrenada que existe sobre un escritor como Sabato.
    Por ejemplo en el libro Abaddon, Sabato narra la crueldad de la tortura pero se queda pobremente en eso, en contar, nada más, no hay nada sugerido, todo es lineal, un bajo-relieve narrativo modesto, mínimo, casi walt-disneyliano, ni siquiera una frase que remueva el alma de quienes no han estado cerca de la tortura y que en tiempos de postreros estertores como en los que vivimos se hace tremendamente necesario.
    No comentaré la composición y estilo del libro que tambien es bastante quinceañera y copiona, con el mayor de los respetos para los adolescentes y para Rimbaud por supuesto. Quizàs y para ser justo hay un par de páginas que entusiasman y estàn claramente bien escritas pero en general el libro termina en un bodrio maloliente. Un escritor que de haber ser sido boliviano o chileno, no lo hubiera leído nadie. Y parafraseando a Eduardo Galeano, el futbol argentino ha hecho mucho por la literarura.

    Jose Antonio, un saludo para ti y gracias por el contrapunto, que ha sido apasionado y bien interesante.

    Enrique.

    ResponderEliminar
  9. Queridos amigos... está bien la disputa entre lectores, pero (siempre un pero para todo), Joyce no tiene, no debe opacar toda la literatura posterior. Contrariar a Sábato, denostrarlo subestimándolo colocándolo detrás de una obra tan maravillosa, (muy poco leida inclusive por sus presuntos fanáticos), es light, es propio de apenas iniciados. Sábato tiene su propio mundo, quizá no tanto, pero dispar. El estéticismo sí es propio. ¿Y qué es la literatura sinó tan solo una página béllamente escrita?

    ResponderEliminar
  10. Anonimo, me parece justo tu juicio y bien fundado, pero no deja de inquietarme que si Sabato fuera un gran escritor bastaría con tan solo un lector inteligente para alabar su obra y no contar con toda esa cargante pléyade de seudo.lectores calcetineros que llevan su modesta obra al "best-seller" barato de televisión. Sin duda el futbol argentino ha hecho mucho por Sabato. Propongo que sus libros se repartan gratuitamente en el proximo clasico River-Boca, como para hacer justicia a su soporte literario y aprovechar de leerlos en el entretiempo.

    Ahora comprenden por que el gran JL Borges odiaba el futbol.?

    Respecto de Joyce, es cierto , tambien hay muchos advenedizos que hablan de su obra y no haber pasado de las primeras dos páginas, pero no los culpo, es una obra dificil bien por ellos, pero que venga un escritor "sabatista" a fabricar espectrales maromas literarias solo por que Joyce rompió las reglas de la escritura.....es simplemente patético y peor aún ver babear y farfullar a sus seguidores, un hecho bien triste y lamentable.

    Enrique Vásquez

    ResponderEliminar
  11. Críticas, críticas y más críticas. La misma basura de siempre. El día que escriban un libro que llegue al nivel de los de Sr. Sabato, critiquen.

    ResponderEliminar
  12. Nivel del Sr.Sabato.???, pero de que nivel hablan.????, por favor.!!!

    Cuando defienden a Sabato, lo mismo de siempre, es un gran escritor por que es viejito, por que estudio fisica, por que estuvo en una comision de DDHH, por que es argentino, por que el tunel es un gran libro.., etc, pura liviandad, puro babeo. Ninguna argumentación coherente. En fin, un escritor bodrio metido en un tremendo tunel.

    ResponderEliminar
  13. Amigos, he seguido vuestra discusión con gran interés y mucha curiosidad, la verdad no entendí bien como partio todo este lio, pero efectivamente Sabato es un gran escritor, lamentablemente la gente que ha tratado de defenderlo en este espacio es de un nivel cultural bien bajo y tampoco le han hecho justicia a su tremenda obra. Todo esto ha llevado a que este Sr. que tanto lo denosta no pare de escribir contra este gran escritor. Lo cual es una tremenda injusticia.

    ResponderEliminar
  14. aaaaaaaaaaaaaaaaajajajaajajajajjaja

    ResponderEliminar
  15. El túnel y Sobre Heroes (en especial el informe sobre ciegos) son obras maestras. Estoy leyendo (tratando de leer) Abaddón y estoy hecho un lío...Blanca nos invita a volver atrás en nuestra lectura, más que consejo tomese como advertencia. Al leer los comentarios quedo más tranquilo, pensaba que había algo malo en mi comprensión de lectura. Trataré de terminar el libro sin prejuicios

    ResponderEliminar
  16. Soy David, este libro es el mejor libro que he leído nunca y no se explicar porque. Me ha fascinado, embrujado, me ha potenciado la espiritualidad hasta extremos desconocidos por mí mismo, he pasado casi las mismas horas reflexionando que leyendo. Como dice Sabato, yo no escojo el tema de una novela, el tema me escoge a mi, cierto uno no puede elegir si le gusta o no una novela como esta, la lee y queda transformado para siempre.

    ResponderEliminar
  17. Es extraño...aborrezco a Sábato y por años lo he tratado de eludir. Coincido en algunas cosas con Enrique Vásquez, pero lo cierto es que este libro en particular me ha sorprendido. Algunas personas transitamos por infiernos obsesivos donde el mal aparece en todas sus formas y en todas partes, en especial en nuestras propias cabezas. También veo que aqui las criticas y comparaciones son un tanto desatinadas. Hace ya tiempo que el arte dejó de ser lindo o feo. Una obra artisticas puede tener un trabajo técnico brillante, pero que puede ser totalmente vacio. Recordemos la pintura y la arquitectura del siglo XIX, el arte por el arte. No leí en ninguna parte de esta discusión el nombre de Nietzsche...pero en fin.

    ResponderEliminar
  18. Sin duda este ultimo comentario me parece muy inteligente y de verdad felicito a la persona que lo escribiò , yo tambien soy de los que aborrecen la literatura de sabato. Una obra literaria es por sobre todo una experiencia personal de quien la lee y esa es la gran gracia que tiene la literatura y es justo que sabato tenga sus seguidores aquellos que fueron conmovidos. Otra cosa es la tecnica y los artilugios, estrategia y tacticas que se usan para escribir y en ese punto sabato hace que su obra sea un bodrio trasnochado. Como diria Nietzsche desconfien de los artistas convencionales su obra esta hecha del putrefacto escremento de los gusanos.. y Sabato es un escritor convencional, que duda cabe?.

    Enrique Vàsquez

    ResponderEliminar
  19. Me olvidaba , para los seguidores de Sabato que me escriban diciendo que la palabra "escremento" esta mal y que se escribe con "equis". Sin duda estan en lo correcto y de estas cosas relacionadas con las fecas ellos de verdad saben mucho despues de leer a su Ernesto Sabato. De modo que les informo que mi teclado tiene mala esa letra..

    ResponderEliminar
  20. Bueno yo no soy experta en literatura pero creo que cada quien tiene su punto de vista sobre cada tipo de literatura en lo personal a mi me agrada la literatura de Sábato y creo que se deben respetar todos los puntos de vista y no categorizar las cosas tan solo desde nuestro reducido punto de vista.
    katya galindo

    ResponderEliminar
  21. Sres. y en vista de que nadie de los seguidores de este viejito que escribe payasadas ha sido capaz de dar un solo argumento coherente para justificar el insolito babeo por este mediocre escritor que alcanzò la fama gracias al futbol argentino.. porque insisto este personaje hubiera nacido en Bolivia no lo hubiera leido nadie. doy por satisfecho mi sondeo para ver que había detrás de este escritor, claramente no hay nada, solo moda, lectura fatua, copia, babas a granel, y un monton de adulones.

    ResponderEliminar
  22. creo que l sr.Enriquez no deberia criticar, no hay nada escrito sobre los gustos de cada uno.Creo que deberia estar mas aberto y ser tolerante con las personas que consideramos a Sabato un gran escritor.Sr enriquez, no moleste, hable,critique,pero no moleste o dude sobre la valoracion que tengo hacia sabato.Reflejo mucho de mi, Sr Enriquez, no moleste.Se lo pido por favor,muestre modales, y aplique lo que lee.

    ResponderEliminar
  23. Son todos una manga de escritores frustrados!!!! Cito un fragmento del libro q critican:
    "porque todos somos frustrados de alguna manera, y si triunfamos en algo fracasamos en otra cosa, por ser la frustración el inevitable destino de todo ser que ha nacido para morir"
    Lumpen intelectuales, lean algo de heidegger, carl gustav jung, investiguen desdoblamiento astral y tal vez comprendan un poco mejor esta espectacular obra...

    ResponderEliminar
  24. "porque todos somos frustrados de alguna manera, y si triunfamos en algo fracasamos en otra cosa, por ser la frustración el inevitable destino de todo ser que ha nacido para morir"
    ....pero que profundo!!!, lo unico que falta es proponer a Sabato al Nobel!!....,como se puede ver hasta un mono se impresiona con un espejo..

    ResponderEliminar
  25. A los que critican a Sabato escriban algo hagan que la gente lo lea trasciendan en la historia y ahi critican.

    ResponderEliminar
  26. A los que difienden a Sabato escriban algo para que la gente lo lea trasciendan en la defesa de Sabato...

    Resumen, cero argumento en favor de este pobre y triste escritor argentino. Mas conocido como Sabatton el abominador.

    ResponderEliminar
  27. Felicito a los que critican a Sabato de buena y mala manera. Ojala y pudieran leer más sobre la historia de la crítica literaria. Hay muchas cosas que han cambiado desde Aristóteles. Sabato es bueno y malo para los lectores. Eso se llama mímesis-invención (concepto que Platón y Aristóteles debatieron), imagínense si todos estuvieramos de acuerdo. Pero este argumento es de peso. El que no sabe de que estoy hablando que ni se moleste. Literatura es literatura, busca ser literatura, invención...

    Juanjo

    ResponderEliminar
  28. No entiendo, parece que solo son válidas las opiniones de gente "culta" (?)... gente culta o que intenta parecer culta?, ja ja
    Me gusta Sábato, aunque reconozco que Abaddon fue duro de roer, pero algo me dejo y eso es suficiente. Mi libro preferido de Sábato es Sobre Héroes y Tumbas.
    Hay que respetar otras opiniones. Poner esfuerzo en denostar a otros muestra una gran inseguridad interior.
    Y esto lo veo todo los días. A respetarse más che.
    Mariano

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Si, hay cada "pensador", "dueño de la verdad", "culto", que da miedo, lastima y empobrece. Solo los genios despiertan tanto amor como odio.

      Eliminar
  29. Estimado Mariano..,respecto de Sabbaton el Abominador, efectivamente es un hueso duro de roer, por la sencilla razón, que no tiene nada que roer,asi de simple, es un hueso que no deja nada, ninguna sustancia ni esencia,un hueso viejo,carcomido y putrefacto.., Si quieres leer algo interesante, bien escrito y que fue burdamente copiado por Sabato, es la esplendida novela, "El Hombre que fue Jueves" de G.K.Chesterton. Acá si tienes sustancia un hueso literario gordo y rebosante.

    Para el resto de los adulones de Sabato, les comento que su bien amado libro Abbadon el Exterminador, es una vil copia del Libro de Chesterton.
    Enrique Vásquez

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Ya te entendimos Enrique Vázquez, Sabato no te gusta en absoluto, felicitaciones, me alegro por vos, jajaj. Genio, que bueno existe gente como vos, tan sabia, para abrir la cabeza de los incultos como los demás seres que poblamos este mundo.

      Eliminar
    2. Es evidente que el señor Vázquez, (revisen su ortografía de la s/z , señores...) tiene una animadversión yo diría que personal y extraliteraria por Don Ernesto, uno de los pocos hombres decentes de la Argentina y uno de los mejores escritores en lengua castellana que ha dado la literatura de todos los tiempos. Para los que creemos que la originalidad no resta ni suma nada al genio, y que está sobrevalorada,Sábato se alza como una voz absolutamente única e insoslayable que refleja mejor que nadie la pobre condición del ser humano en el siglo XX sin abandonar nunca la esperanza, aunque ésta sea una lejana y pálidad luz en el horizonte.

      Eliminar
  30. Enrique Vázques, a mi entender, sería bueno que dejarás de sentirte tan nalga, e hicieras de lado esa vanidad que te conduce a llamar la atención mediante provocaciones y recetas de cocina baratas, y te pusieras a indagar de manera más rigurosa sobre la obra de Sábato, antes de realizar un comentario "excelentísimo", o bien, antes de emitir juicios sobre la obra de un escritor sin haberla interrogado a plenitud (no vasta con sólo haber leído la trilogía, también es preciso revisar la obra ensayística en la cual se dan claves fundamentales para la comprensión de la obra sabatiana: en la ensayística sabatiana un suceso singular, si no es que rigurosamente premeditado con antelación salta a la luz; esta concentra en germen, o prefigura gran parte de los problemas que obsesionan a nuestro autor y que se volcarán con la mayor potencia conceptual sobre la novela.
    Ahora bien, ¿qué demonios es lo que determina el canon literario? Pues aunque parezca contradictorio, no lo dan los premios, ni los espejismos editoriales, el canon, lo que hace que una obra sea un clásico, lo determinan, sobre todo, las lecturas, la recepción. Qué esta se vuelva una constante, que suscite múltiples interpretaciones. Pues bien, la obra de Sábato ha merecido numerosas como diversas interpretaciones, referidas a la forma y al contenido. Se ha insistido sobre todo en aspectos como: la tesitura metafísica (Angella Dellapiane), los contextos politico-culturales y narrativos (Eduardo Romano), el papel del humor y la ironía (Rodolfo A. Borello), los ritmos narrativos (Madelaine Pérruse), la riqueza y densidad simbólica, (Ángel Manuel Velásquez Bigi), he dejado hasta el último la mía, por supuesto, la conformación del espacio literario en la narrativa sabatiana: la topología sabatina cobra singular significación en la obra narrativa de Ernesto Sábato, los espacios han dejado de ser meramente decorativos o isomórficos. No representan, en la novela que nos ocupa, meros caprichos de trasgresión de las estructuras novelescas tradicionales. Su propósito es más profundo: el espacio en la narrativa sabatiana opera como una categoría fundamental para la indagación del universo humano: el espacio literario trasciende o deja de circunscribirse a un dominio meramente textual , y penetra o se incorpora en un campo pragmático del lenguaje literario, esto es, el espacio literario así creado por Sábato, en primera instancia, provoca (provoca, en la medida en la que exige mayor atención por parte del lector); luego comunica, es decir, genera diálogo con los lectores: el espacio habla por si mismo. Y finalmente, trasmite una visión de mundo: explica una singular relación del hombre con la naturaleza (del hombre con el hombre, del hombre con el universo, del hombre con dios), en suma, en el universo humano investigado por el autor…
    Y aunque, esto te parezca un argumento insignificante, porque como los has demostrado, muestras una tremenda obsesión enfermiza por emular a las vacas sagradas: Borges, Chesterton… (la gran literatura, la literatura con mayúscula), convendría un poco, para que salieras del rancho, que leyeras sobre todo a Walter Benjamín. Podría pasarme muchas páginas evidenciando los sobrados errores que se advierten en tus razonamientos. Como por ejemplo, es una completa tontería creer que has dado justo en el blanco al indicar que Sábato a copiado o fusilado la fórmula secreta de Chesterton, las reminiscencias son muy numerosas, sobre todo hay que indagar en Dante, Victor Hugo, Flaubert, la novela sicológica (Dostoyevski), el romanticismo, incluso en el mito de Orfeo, prácticamente en toda la literatura que se ha producido en el decurso de la historia de la humanidad...El sentido de la originalidad, es muy cuestionable, porque todo es parte de la tradición. El mismo Joyce debe haber bebido de alguna fuente. En fin, es hora de parar el reproche. Sin más por el momento, Qué el rock viva y la disco muera.

    ResponderEliminar
  31. la batalla por la soberanía del mundo, desde que le hombre es hombre (y quizás antes), ha estado marcada por el casi continuo triunfo de las fuerzas malignas, por ese poder dominado por ese diablo de tres cabezas que muy bien retrató Dante y, que generalmente, es porpio e inherente a cada uno de nosotros. Excelente obra, aunque héroes y tumbas me sobrecogió más, me representó una parte de mi vida quizás, pero no puedo obviar que el tema que trata Abbadón es interesantísimo, más aún de la forma narrativa propuesta por Sábato

    Patricio C.

    ResponderEliminar
  32. Hola! Leyendo un poco sobre Sábato entré a este blog. Lo que quiero comentar es que aquel señorito que dijo que la Real Academia aconsejaba abandonar los cultismos LATINOS en un intento de parecer intelectual, falló. A ver si nos informamos mejor antes de hablar: psico viene del griego, no del latin. Era eso. Nos vemos!

    ResponderEliminar
  33. Los bolivianos, peruanos y chilenos también pueden crear obras inteligentes, que gusten y de muy refinado paladar literario....

    Dejen de ser ombliguistas y leerse sus propias letras.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Claro, como Mario Vargas Llosa, Pablo Neruda, Isabel Allende y Víctor Jara.

      Eliminar
  34. entré obviamente guiado por el google. Estaba buscando otras opiniones sobre esta obra que terminé de leer hoy y me dejó muy turbiado. Cuando se acomoden las imágenes y pensamientos que me ha dejado, y les aseguro que son muchos, diré algo más crítico. Por lo pronto quisiera proponer a aquellos que hablan tan mal de un escritor como Sábato, pusieran algún ejemplo de lo que para ellos realmente es buena literatura. Es increible que cuando una obra no le llegue a una persona, ésta sienta la necesidad de decir que dicha obra es una basura. Quizás simplemente no era para él. Y no lo digo de mala forma. Las cosas no son universales y para todos hacer sentir lo mismo. A algunos puede conmover hasta las lágrimas el Guernica de Picasso, y a otros no. Pero no por eso, a los que no le mueve un pelo, van a decir que Picasso era no se, un ladrón, un pintor de poca monta y que el guernica es un firulete.

    ResponderEliminar
  35. muchisimas gracias a todos los que participaron de este tema,me ha dejado algunas conclusiones sobre la obra de sabato, sobre todo me ha dado ganas de leer a sabato, lo cual no hubiera sido posible a la critica hecha por enrique, que sabiendolo o no, hizo que se acrecentara la discucion
    otra cosa hubiera sido si todos hubieramos estado de acuerdo en que sabato es un gran escritor y su obra espectacular
    yo recien he empezado a leer las obras de sabato y me parece regular, tal ves deba leerlo mejor o tal ves me gusta otro tipo de literatura, me encanto la obra de jose saramago, sbre todo el evangelio segun jesucristo, no pare de leerlo hasta terminar el libro, caresco de un entendimiento literario tan profundo como el de enrique o el de juan rangel, solo puedo decirles me que encanto

    ResponderEliminar
  36. Sinceramente considero que la bibliografía de Sabato merece ser leida. Sobre todo en todo lo relativo a la fascinezca obra del mar astral que propone con tanto encanto y desenfado en las primeras de sus obras. Yo diría que mas que un escritor es un escultor onírico de la verdad incandecente...

    ResponderEliminar
  37. yo lei el libro y me encanto. los que opinan mal son unos pelotudos q se hacen los filosofos y lo unico q les interesa es fumarse un buen porro para q los ilumine dios y tengan inspiracion.

    ResponderEliminar
  38. el libro me parece excelente. ubico un intento intenso de mostrar diversos temas de interes del autor y contraponerlas con aquello que hace que no puedan ser "puras". Entre el deseo de trascender e inmortalizarnos tenemos que lidiar, cada uno " en nuestro respectivo (mejor) intento (nada fácil para algunos)" con pulsiones propias de la carne, la necesidad de entendernos en un momento del tiempo, ubicar causas y efectos que puedan explicar nuestra situación. Sin embargo, Sabato, con una tendencia surrealista propone entender al hombre las 24 horas, cuando el filtro de supervivencia de la carne se apaga, y "el alma viaja".

    no pretendo que piensen igual que yo compañeros. solo es lo que pienso al respecto.

    No pretendo

    ResponderEliminar
  39. estoy tratando de terminar este libro,busque en google,alguna critica de lectores mas experimentados que yo (o mas cultos)y compruebo que hay variadas opiniones ,a mi me resulta pesado,salvo algunas paginas,el resto induce al sueño.

    ResponderEliminar
  40. Los que critican podrían ponerse a escribir aunque sea un carta sin destinatario; un ensayo sobre la nada, la inmortalidad del ser o la terrible guerra civil que sometió a Ruanda; no perder el tiempo detrás de un teclado demoliendo la obra de uno de los grandes escritores, entre tantos que dio nuestro querido país.....

    ResponderEliminar
  41. No logro entender por que la fanaticada de Sabato en vez de defender con ideas los bodrios escritos por este Señor, solo se lanzan en picada en contra de quienes opinan distinto. No he leìdo un solo argumento que valga la pena a favor de este Sr. Sabato que de haber sido boliviano no lo hubiera leido ni su madre.

    ResponderEliminar
  42. para mi, Sabato escribe sobre sus obsesiones. el amor imposible, la soledad, la locura, la miseria, la falta de moral de los demas, el futuro incierto, pero a pesar que parezca derrotista y resignado al triunfo de la muerte inevitable siempre deja una pequeña esperanza como a mi me gusta pensar. por eso me gusta leer sus libros. Creo que los pesimistas y los que no creen en nada lo consideran un ingenuo y por eso no lo tragan. hector.

    ResponderEliminar
  43. La discusion se fue apagando como se apaga todo, como dise el maestro sabato "todo marcha,inexorable y angustiosamente, hacia la muerte" un saludo a todos y viva Sabato.

    ResponderEliminar
  44. Yo no pertenesco a ninguna fanaticada de Sábato, ni de nadie. El libro me ha gustado, más allá de quién sea su autor. Y escribo aquí porque no puedo dejar de decir que el tal señor Enriquez es realmente una clase de ser humano patético, puedo imaginármelo sentado detrás del pc, todos los días, dándoselas de intelecutal por interNERD. Patético que alguien se aboque de esa forma tan soberbia a demostrar su "gran nivel cultural" despreciando a quienes no coinciden con su postura. Si tiene tantas ganas de discutir temas culturales y jactarse del gran sabeloto que es, vaya a un café de ridículos intelectualoides y revuélquese en su blabla de mierda. Pero recuerde, las obras de arte más demoledoras, los grande autores, estaban muy lejos de ir predicando porquerías por allí. Y no pretedo defender a Sábato, me da lo mismo si es un buen o mal escritor. Lo que me genera desprecio y me lleva a escribir por aquí, cosa que nunca hago, es la clase de gente como Usted.

    Irma Oliveros

    ResponderEliminar
  45. Nadie es perfecto. Ese Nadie exime de responsabilidad literaria alguna a los detractores de Sábato. Me encanta la Red: asoman las condiciones humanas a la primera oportunidad.
    A Ernesto Sábato lo he leído. Me gusta. Sobra decir que Abadón es la pieza que faltaba para redondear el tremendo personaje que obsede a más de uno en el predio de la literatura llamada DEL BOOM Latinoamericano.
    Por otro lado, es fantástico darse cuenta de que no han terminado de nacer las legiones de lectores minusválidos. Bien por ellos, que se animan a OPINAR en este blog. Bien, muchachos, muy bien.
    Ahí está Sábato. Léanlo cuantas veces sea necesario...

    ResponderEliminar
  46. Abaddon el Exterminador revoluciono mi espiritu, me hizo sentir. No me interesa que tan buena literatura se le considere en las academias. Yo desde aqui humildemente agradezco a Don Ernesto el sacrificio de su Alma, que desmiente la soledad y significa a los martires.

    ResponderEliminar
  47. Si no hubiese leido a Sabato y me guiase por muchos de los comentarios volcados en esta pagina, pensaria que es un triste y mediocre escritor.
    Que paradoja... siendo "tan desastroso como escritor" igualmente fue postulado unas cuantas veces para el premio nobel de literatura. De regalo, les dejo el dato para no repetir la ignorancia evidenciada en uno de los comentarios en el que dijeron que lo unico que faltaba era "proponer a Sabato al Nobel!!".
    En lo que respecta a su obra, creo que simplemente podemos tener distintos puntos de vista, pero eso no nos habilita a menospreciar las opiniones ajenas.

    ResponderEliminar
  48. Que buenos comentarios de todos, tanto los que les gusta Ernesto como los que no les gusta, a excepción de los que se de dan a la tarea de insultar para hacer valer sus puntos de vista.

    Yo estoy de acuerdo en que es un gran escritor, pero también los grandes escritores escriben obras mediocres. Sobre este libro, no puedo opinar, porque lo voy a empezar a leer hoy. Y definitivamente si causa gran polémica entre los lectores es por algo.

    ResponderEliminar
  49. Es sin duda uno de los libros màs complicados que eh leido en mi vida, su forma es variante, de repente me quedo en blanco con un monton de palabras en la cabeza sin sentido alguno. Retomo la lectura luego de haber reflexionado y meditado mucho en los parrafos anteriores. Es extraordinario como concadena sus propios personajes, me facina es complicado y un reto desifrar el mensaje oculto (el infierno). solo Puedo decir algo Wow...

    ResponderEliminar
  50. Sabato es un escritor interesante, más allá de las opiniones personales que cada uno tenga sobre él.Nos muestra la realidad tal como es, al menos en un sector social medio, se antepone a los acontecimientos futuros, como muchos lo han hecho antes.Podríamos estar toda una vida comparando y nunca llegar a una conclusión ya que todos prestaríamos una mirada personal escondiéndonos detrás de nuestra muralla subjetiva.A la hora de críticar podemos aislar la obra pero sólo quedaría una crítica a medio hacer, la sociedad, el tiempo en que se encuentra, el escritor son factores que no escapan a la creación de la novela en sí, incluso la interpretación que nosotros hagamos va a "deformar" a nuestro gusto el libro.
    He visto algunos comentarios y déjenme decirles que son muy similares a los realizados en páginas de videojuegos como meristation, pura pelea y discusión, me parece genial, para desfenestrar o defender al libro o autor hay que saber sobre él, así que me parece bien que defiendan sus ideas. pero un consejo de un humilde estudiante que no llega a los 22 años (tómenlo como quieran) no se pasen con sus ideas y tengan en cuenta que el otro tiene la misma razón en cuanto se refiere a opiniones personales, hay una realidad por persona en el mundo.
    Sebastián Yannuzzi

    ResponderEliminar
  51. es chido esta pagina

    ResponderEliminar
  52. Por favor dejen de pelear!

    ResponderEliminar
  53. Alguien qué genera tan acaloradas discusiones no debe ser tan malo. Dsp de todo es el fin último de un escritor.
    Yo léi a Sábato, tengo mis críticas y tb puedo decir qué fue el puente para leer a muchos otros autores, el induce permanentemente a eso, y hay que rescatarlo. Me ha hecho reflexionar en muchos aspectos, y replantearme ciertas cosas. Yo creo q es un poco resentido, se contradice permanentemente, y tiene cierta envidia a otros autoreres, pero... ¿quién no? expone eso visceralmente, no cuida las formas y se lo agradecemos. Se muestra tal cual es imperfectamente humano.

    ResponderEliminar
  54. Para discutir de literatura si quieren un dia nos juntamos en un cafe o donde sea creo que seria mucho mas interesante que andar peleando por un pagina de internet.
    Dos opiniones: en primer lugar concuerdo bastante con lo que escribio en este articulo blanca gago domínguez concuerdo bastante.
    En segundo lugar este/a "personaje" anonimo me parece que no es necesario que bardee de esa manera y me parece un gran cagon ya lo dice su nombre ANONIMO debe tener vergüenza de el mismo.

    ResponderEliminar
  55. Voy a empezar a leer este libro, termine hace unos dias de leer sobre heroes y tumbas...
    Esta en cada uno el aprecio que le da a la obra, es como dijo sabato en el tunel, muchas veces los crititocos de arte son fracasados que no entienden el verdadero significado de la obra, o como dijo bruno en sobre heroes y tumbas, muchas veces una silla no es una silla , una ventana no es una ventana, es un mensaje de soledad y tristera que solo alguien que siente lo mismo podra entenderlo...

    Y podra ser lo que sea sabado en su vida personal pero no deja de ser un gran escritor,
    y como todos los grandes estan en la boca de muchos, y opiniones de el de todos los colores

    ResponderEliminar
  56. Obsesionado. Así como esta hay más erratas en el que repudia a Sábato. Es práctica común de los estériles hacer eso. La creación literaria no admite más crítica que la creación misma. Eso sí que es duro. Además, hay que poner uno su nombrecito -y si puede el apellido- para dirigirnos a ALGUIEN. Buen foro este, divertido, además.

    ResponderEliminar
  57. Enrique Vásquez no se da cuenta de lo desagradable que es leerlo?
    Seguramente es un escritor resentido que no logra crear nada artístico y por eso se dedica a criticar.
    Sábato es mi escritor favorito porque logra conmoverme. No digo que sea el mejor, porque aunque haya leído bastante, todavía soy muy joven y me falta leer mucho más. Pero lo que sí sé es que ni leyendo este tipo de críticas voy a cambiar mi opinión.
    Lo mismo me pasa con la música: Hay grandes cantantes que mueven su voz para todos lados y sin embargo no me producen ninguna sensación. Y tal vez me encuentro con algún muchacho que tiene una guitarrita en una plaza y me hace emocionar con lo que toque o cante. Creo que la literatura debería tratarse de eso, de lograr conmover a su lector. Y si algo no te conmueve, Enrique, simplemente seguí leyendo a Joyce, y tratá de escribirte un cuentito o algo, porque tus críticas intelectuales no harán cambiar de opinión a nadie. Resentido.

    ResponderEliminar
  58. me pasa lo mismo que a sol, enrique vásquez me da asco leerlo, lo puse sin mayusculas porque su nombre no se las merece jeje.
    con respecto a las criticas sobre la escritura de abadon creo que si leyeras bien el libro, el mismo te puede refutar todo lo que decis, el mismo dice lo que piensa, ahi tenes las respuestas.
    en fin, abadon, es un libro brillante que sumerge el alma en todo tipo de emociones ya sea misteriosas como la busqueda sectaria de los ciegos, desgarrador por sus relatos, y como confunde la realidad con la fantasia, el pasado el presente la nostalgia porteña, las vivencias de un pueblo en argentina representado con carlucho. es tan completo que confunde y luego resuelve todo con una gramatica exelente, aparte logra introducir todo tipo de ensayo filosofico existencialista, que a los que nos gusta nos vuelve loco, y aparte poner personajes que critiquen a su personaje de el mismo.
    bueno aca me detengo, no iba a escribir, pero este señor me irrito, espero que gente como usted, aprenda una palabra muy importante: respeto.
    adios

    ResponderEliminar
  59. Ricardo Rojas-Argentina30 abril, 2011 19:35

    Señores: Acaba de fallecer Ernesto Sábato...luego de estas encendidas y por algunos instantes, solo por algunos, interesantes discuciones bien necesario se hace un poco de silencio...
    mis respetos y saludos
    Ricardo Rojas-Santa fe-Argentina

    ResponderEliminar
  60. Ricardo Rojas-Argentina30 abril, 2011 19:39

    Señores: Acaba de fallecer Ernesto Sábato...luego de estas encendidas y por algunos instantes, solo por algunos, interesantes discusiones bien necesario se hace un poco de silencio...
    mis respetos y saludos
    Ricardo Rojas-Santa fe-Argentina

    ResponderEliminar
  61. comparto tus respetos por el fallecimiento de este , para mi gran autor, he leído detenidamente cada comentario y creo que no debo de decir ni comentar mas... lamento como lector la perdida de este egregio escritor

    ResponderEliminar
  62. Enrique Vásquez exige argumentos a favor de la excelencia literaria de Sabato y, puesto que no los ve, se abstiene él mismo de probar la mediocridad del autor de marras (de la que está convencido). ¿Frustración por no haber escrito como Joyce antes que Joyce? ¿"Abaddón" no trata de nada? ¿Un bodrio? ¿Y a eso llama Vásquez "argumentos"?

    Su dictamen final es para enmarcarlo: el arte sublime sobrecoge y une a las personas, el malo las provoca y desune. ¿Serán los últimos cuartetos de Beethoven arte sublime? Si lo son, olvida el señor Vásquez que provocaron y desunieron en su tiempo; claro, ahora que esta música tiene la garantía del genio (para muchos), qué fácil. Si no lo son, ¿por qué hoy muchos melómanos, pensadores y músicos ven en ellos una cumbre espiritual y artística?

    Por cierto, el "arte que sobrecoge" es un concepto romántico del todo ausente en el "Ulises" o el "Finnegan's Wake"; por lo tanto, al sentirse sobrecogido -si en verdad ocurre así- Vásquez por el genio de Joyce, tenemos allí una reacción puramente subjetiva. Ergo, a Vásquez no le gusta Sábato. Que pretenda convertir ese accidente de las afinidades en un juicio de valor objetivo es una majadería. Salvo aclaración pertinente.

    Saludos.
    Pedro D. C.

    ResponderEliminar
  63. P.D. Y a propósito, descanse en paz el maestro.

    Segunda P. D. Es "Finnegans Wake". Se me coló el apóstrofe.

    ResponderEliminar
  64. Enrique Vásquez, quién sos? y cuánto tiempo tenés para el boludeo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. sabato es un gran escritor. lo conoci,vi en que condiciones vivio.los rescatable de su obra no es su tecnica, sino lo que un interior atormentado esta arrojado a decirle a un exterior del que duda resonsable de su tormento.sabato duda si el conflicto del ser sea solo social o del absoluto.la idea de dios detras del sufrimiento es su busqueda, no solo en su obra, sino en todos los ordenes de su vida.sus ersonajes solo hallarian sociego si resolvieran ese interrogante.no quiero exagerar, solo creo que el final de sobre heroes y tumbas es el mas extraordinario que lei y antes del fin es el mejor ensayo jamas escrito de toda la literatura argentina

      Eliminar
  65. Hoy concluí Abbadón el Exterminador, tras haberme leído, obviamente, El Túnel y Sobre Héroes y Tumbas...
    La percepción que me invade...es un sentimiento de enorme vacío ya que la obra de este gran pensador se ha concluido para mí (a menos que la relea) y me ha dejado poderosamente influenciado por su visión existencial del mundo. Al leer el Túnel sentí mucho del odio y rencor de Castel hacia la humanidad, esa misantropía que es mía en parte gracias a su libro el dolor del engaño, la perversa cara del amor no correspondido, la obsesiva necesidad de afecto de los seres humanos que hemos venido a sufrir y a morir, y evidentemente, a perpetrar sufrimientos mientras podamos. Luego, con "Sobre Héroes" me llegó la hora de recrear en mi mente e identificar en mi vida ese amor como un torrente de fuego dolorido, que es aquello que Martín sintió por Alejandra, el doloroso tormento de los amantes y sus propias quimeras, de Alejandra batallando contra sus propios demonios que la terminarían derrotando, envolviendo y transformando al inocente Martín para siempre en un hombre contemplativo, que huye tan lejos de sus doloridos recuerdos como sus medios le permiten, no pude evitar recordar mi propia tragedia, mis propio amor olvidado y que me marcó a hierro lo hondo de mis sentimientos, y, evidentemente, colapsó en un mar de ocio, rencor y dolor. Mas, en esa obra Sábato no solo nos adentra en los rostros más lastimeros de la obesión amorosa, además nos muestra el rostro del cinismo en Fernando Vidal, el anarquista espantado...que ayuda, como en un pasadizo a la locura (o a la ceguera?) a definir las llaves que encerraron la locura de Castel y el "Informe sobre ciegos" que magistralmente leí de un tirón. Simplemente me tenía que ir inmiscuyendo a cada página a leer el "doblez" que era la obra de el Túnel, clara, diáfana y casi lineal en su estructura, al multiverso de las 2 siguientes entregas, personajes que se iban acumulando dolorosamente hasta la enorme declaración de convicciones de Sábato en "Abbadon", el ángel de la destrucción, la hora llega ya de terminar todo, del último y oscuro pasaje negro que cruza las entrañas de la novela prístina. El revés del Túnel. A mí...la última obra me costó muchísmo trabajo leerla, entenderla, asimilarla, creo que Sábato escribía en parte para sí mismo y para testimonio de su propia fe...Fe en lo inevitable, certeza de que el fin y la corrupción dominan al ser humano por encima de todo, y el dolor hondo de la pérdida, la agonía y el inmenso sufrimiento humano.
    No comprendo que llenen de denuestos su obra, a mí Sábato me ha mostrado un mundo entero y me ha lanzado una enorme declaración de existencialismo dolorido. No puedo sino por lo menos dejar estas modestas líneas que escribo conmovido por el partir de éste grande, hacia la eternidad de mi memoria, que durará lo que dure mi finita existencia.

    ResponderEliminar