10.15.2006

Ciudades de la noche roja

Siempre me había interesado la historia de William Burroughs, la vida tan desesperada que llevó, desbordante de errores, locuras y alucinaciones... Me llamaba la atención el hecho de que alguien que se volvió adicto a todo tipo de drogas en su tierna juventud y se sintió siempre tan rodeado y atraído por la muerte pudiera vivir hasta los ochenta y tres años derrochando energía. Pensaba que quizás su personalidad tan fuerte y su afán de experimentación se reflejarían en una escritura, cuando menos, sorprendente, o tal vez sólo interesante, o de cualquier modo enriquecedora y atractiva para el lector. No ha resultado ser así, y tras acabar Ciudades de la noche roja (1981) me siento no sólo bastante decepcionada, sino también muy sorprendida: la imagen pública de este hombre es inversamente proporcional a la calidad de su literatura. Es decir, el aura de ídolo pop, respetable miembro de la Generación Beat y fuente de inspiración y rebeldía entre la juventud de los años ochenta me parece intolerablemente hueca.

Burroughs, que fue aclamado por sus técnicas de escritura revolucionaria, que inventó la rutina y el corte para mezclar textos, resulta ser un novelista insoportable. Ni su pretenciosa y repetitiva caída en el abismo, ni su provocación a base del eterno círculo de drogas, homosexualidad y muerte, han logrado despertarme en ningún momento del trance en que caí apenas comenzada mi lectura. Sólo con buena voluntad y tras imponerme una especie de valiente desafío he conseguido acabar Ciudades de la noche roja, primera parte de una trilogía a la que siguen El lugar de los caminos muertos (1984) y Tierras del occidente (1987). La historia se centra en un grupo de revolucionarios adictos a varias drogas que buscan el modo de poder vivir en plena libertad mientras una epidemia sobrenatural se expande por el mundo. La narración emplea la técnica del corte y por lo tanto carece de toda cohesión: los hilos espacio-temporales están totalmente sueltos y así pasamos de un diálogo en México a un monólogo en Nueva York, con personajes aleatorios, arduo lenguaje cercano a la ciencia-ficción y sucesión de pesadillas sexuales que aburren prácticamente desde las primeras páginas.

Es una lástima que esta lectura me haya destrozado la imagen de escritor decadente pero interesante que tenía de Burroughs, construida sobre todo a base de retazos de su vida y anécdotas juntadas por ahí. El episodio de la "muerte accidental" de su mujer, Joan Vollver, a la que disparó mientras jugaba a Guillermo Tell, es ciertamente terrorífico. Y no es el único episodio turbio del escritor, que junto a Jack Kerouak (cuya obra ahora se me antoja apasionante por comparación) se vio envuelto en más de un asunto turbio, como la muerte de algún amigo o conocido que nunca llegó a aclararse. Además, por supuesto, de constantes problemas con la justicia a causa de las drogas y la homosexualidad del escritor. Decía Burroughs que fue la muerte de su mujer lo que desató su pasión por la escritura como único modo de soportar al ser horrible que se alojaba en su interior. Quizá era sincero, y en este caso sólo se me ocurre que su escritura era una terapia, una exteriorización de la pesadilla que vivía continuamente en su cerebro. La duda que me queda es que ese modo de escritura pueda haber dejado una verdadera enseñanza entre los creadores de la cultura pop y los autores de las últimas generaciones estadounidenses. Quizá un par de destellos alucinados, por los que pudieron explorarse nuevas vías, o una cierta actitud social que muchas veces es mera pose... en fin, no sé. Aunque pensándolo bien, no es nuevo el hecho de que muchos grandes experimentadores, líderes artísticos y dioses revolucionarios, fueron en realidad pésimos escritores.

30 comentarios:

  1. Siempre intentamos separar al autor de su obra, sobre todo cuando la figura pública del autor empaña en cierta manera su obra. Nos fastidia la arrogancia de Nabokov, o las actividades de Cela... pero nos admira su obra.
    El caso contrario es más delicado, pues nos deja en cierta manera indefensos. Pienso, y creo que es un fenómeno que nos llega de EEUU en su mayoría, que existe cierta mitificación de algunos autores de forma que su vida eclipsa su obra... o quizás debería decir que se magnifica la figura del autor sin tener en cuenta la calidad de su obra literaria.
    Hemingway, Pynchon, Bowles, Burroughs, Salinger, Kerouak...
    ...tal vez soy demasiado severo. Pero entiendo que quieres decir.
    Un saludo.

    ResponderEliminar
  2. No creo que seas demasiado severo, Portnoy, y yo tampoco...sólo me da rabia esa mitificación que es pura pose y de la que, como tú bien dices, es casi siempre responsable la cultura norteamericana. Eso no quiere decir que en España, y en otros países europeos no se haga...creo que en Latinoamérica es mucho más difícil.
    En fin, hay que armarse de lucidez para capear este tipo de espejismos.

    Saludos

    Blanca

    ResponderEliminar
  3. Por supuesto que los nombres de Pynchon y Hemingway en esa serie me sientan como patada en los tobillos. Pero acuerdo en cuanto a los beat -bah, lo que leí efectivamente de los beat: On the Road, y un bodrio sin pies ni cabeza llamado El almuerzo desnudo, y no completo porque para incomprensible prefiero el álgebra de alto nivel y para despropósito tantísimo cine argentino, del tal Burroughs.

    ResponderEliminar
  4. Hola. He llegado a esta página de casualidad. A mi Burroughs no me parece un escritor excepcional ni nada que se le aproxime, (lo que si pienso de Kerouak), pero en ocasiones me lo paso bien leyéndolo. El caso es que llevo tiempo buscando el libro sin suerte, así que me preguntaba si lo han vuelto a reeditar o lo único que sigue existiendo en la edición de la desaparecida Bruguera.

    Felicidades por el blog, me gusta.
    Saludos

    ResponderEliminar
  5. Hola. He llegado a esta página de casualidad. A mi Burroughs no me parece un escritor excepcional ni nada que se le aproxime, (lo que si pienso de Kerouak), pero en ocasiones me lo paso bien leyéndolo. El caso es que llevo tiempo buscando el libro sin suerte, así que me preguntaba si lo han vuelto a reeditar o lo único que sigue existiendo en la edición de la desaparecida Bruguera.

    Felicidades por el blog, me gusta.
    Saludos

    ResponderEliminar
  6. Hola, Boleslao,

    Muchas gracias por tus comentarios. Desgraciadamente, creo que nadie ha vuelto a editar Ciudades de la noche roja en castellano después de Bruguera, que, como bien dices, ya desapareció y el libro está agotado desde hace tiempo, creo. Yo leí una edición de Picador bastante antigua, en inglés, que encontré en una librería vieja.

    Un saludo,

    Blanca

    ResponderEliminar
  7. Yo leí El lugar de los caminos muertos y Las tierras occidentales, también El almuerzo desnudo, Marica, Los chicos salvajes, y parte de Nova Express y de El ticket que explotó.

    Entiendo lo que queréis decir, perfectamente. Pero creo que la lectura que hacéis de Burroughs está mal enfocada.

    La mayoría de nosotros, y me incluyo, estamos acostumbrados a la estructura novelística clásica. Podríamos decir que una o varias (que confluyen) líneas argumentales claras envuelven un mensaje que el escritor pretende transmitir.

    Incluso estas obras tienen dos lecturas (como mínimo): puedes simplemente engancharte al argumento y emocionarte con los hechos que van viviendo los personajes y como en una telenovela, no pasar de ahí. O puedes trascender este "medio" o envoltura (si la novela se presta, porque muchas están diseñadas para poco más que excitar el corazón y un poco el intelecto con los contenidos más tirados y digeribles), e ir más allá, extraviándote en la visión de la realidad (de ti mismo, y lo que te rodea) que intenta proponerte el autor.

    Un ejemplo de lo que digo, bastante premeditado, podría ser Rayuela de Julio Cortázar. Ejemplos menos obvios podrían ser desde las novelas de Tolstoi, Albert Camus, hasta el mismo Don Quijote. En el fondo se trata de forzar al lector a revolucionarse a sí mismo confrontándole con determinadas ideas o puntos de vista sobre determinados aspectos de una realidad más o menos consensuada.

    El caso de la literatura de Burroughs es un ejemplo de lo que ha pasado a denominarse cultura pop, o más bien postmoderna. Yo lo veo como un intento de socavar las bases sobre las que se ha construído tradicionalmente la literatura y en su intención, cualquier tipo de orden establecido, mediante artificios (sus cut-ups, sus rupturas, sus repeticiones), explorando y subvirtiendo las posibilidades del lenguaje y la misma realidad que se construye mediante él, atendiendo al absurdo, a la singularidad, plasmando un panorama caótico no basado en la relación y en la clasificación, que ya son y han sido suficientemente explotadas por el hombre. Como fue su propia vida, busca recorrer sin limites los caminos de lo abyecto y lo sublime sin distinción ni juicio. En este caso, el envoltorio y el contenido se confunden, no se pueden diferenciar claramente, son lo mismo.

    Mediante esta exploración sin premeditación, se deja atrapar por pensamientos nuevos que llevan a conclusiones revolucionarias sobre el tiempo, la palabra, el orden social, la conciencia, cualquier cosa que se le ocurra.

    Creo entonces más bien que se trata de una especie de anti literatura que se disfruta por inmersión en ella, sin perseguir otro fin, y entonces dejarse cauitivar por sus luces y sombras, sus simulaciones y reflejos.

    A mí también me cuesta. Muchas veces, leyendo a Burroughs, me pregunto a mí mismo si no estaré siendo un snob, un poser, pero es lo mismo que cuando admiras una puesta de sol y te dejas arrebatar. Aquí se trata de lo mismo, no hay que buscarle un sentido, sólo hay que dejarse llevar sin miedo y observar lo que pasa.

    Espero que sirva para verlo de otra forma. Yo también suelo disfrutar más de literatura más clásica y lineal, pero lo que me da Burroughs no me lo da nadie más, y para mí es algo maravilloso.

    ResponderEliminar
  8. Hola, Caín

    Bueno, está claro que tú conoces a Burroughs mucho mejor que yo, y que mucha gente, así que si hay algo que sólo él te da, eso ya es una razón para seguir leyéndolo, y entonces las dudas sobre el posible esnobismo quedan anuladas. No sé, yo no he vuelto a intentar leerlo desde escribir esto... es verdad que su literatura requiere un esfuerzo y un cambio en las expectativas, los prejuicios y los vicios de lectura más comunes. Pero tu comentario me ha hecho pensar...
    Bueno, un saludo y gracias por pasarte.

    Blanca

    ResponderEliminar
  9. estoy muy muy interesado en conseguir ese libro, por si alguien me podría ayudar...

    ResponderEliminar
  10. Esta joya de la literatura universal está disponible sólo en librerias de viejo. Sobre los lamentables comentarios y erróneos datos de Blanca metidos con calzador nada que decir.

    ResponderEliminar
  11. Bueno pues yo comparto varias posiciones de las que plantea Cain. No obstante, cuando el dice que Burroughs plantea una anti-literatura, yo mas bien diria que el plantea un critica que ataca cosas que se extienden mas alla de la literatura y abarca todo lo q se me ocurre llamar ahora "lo masificante del conocimiento". Recuerdo la frase con la q burroughs cierra el prolgo y deja paso a la novela: "nada es verdad, todo esta permitido". Esta frase para mi, lo q nos esta invitando, es a descubrir todo ese mundo de subjetividades que fueron permitidas a la gente comun durante el siglo XX. Lo q motiva a burroughs, en la ciudades de la noche roja y en sus demas obras, es llevar al lector a lo q segun el, es la primera face de la autentica libertad: liberarse del lenguaje. Es por esto, que si se lee de manera adecuada y paciente un libro como las ciudades de la noche roja. Se podra evidenciar que el ultimo parrafo en el cual se hace un par de predicciones sobre el futuro de la humanidad en un carrera armamentista. El lector podra hechar marcha atras y darse cuenta que bien puede ser q durante todo el libro el autor halla plasmado y argumentado su forma de pensar sobre dicho tema sin ser un escrito filosofico o politico, y lo mas sorpedente de todo, sin un simbolismo sencillo ni representativo. El simbolismo de burroughs es el mas sorpendente y fascinante que he leido ahasta ahora ,pues no esta basado en convenviones y modelos sociales, si no en la pura indiviualidad mental, siendo esto en todo el sentido de la palabra mental. Para mi la escritura de Burroughs trasciende toda la tradicion epistemologica de la humanidad, incluso a la filosofia y a la politica, aun asi por medio de circunstancias completamente subjetivas logra transmitir al lector cuidadoso toda una serie de plantemientos sobre la vida moderna, que podrianestar perfectamente valorados en cualquier escrito politio o filosofico de su epoca. Por ultimo quisiera citar lo que le dijo un profesor a un amigo que estudia artes cuando les dijo que las lectural del semestre serian las ciudades de la noche roja y expreso nova: "En el mundo hay dos clasesa de personas, los que leemos a burroughs y los que no"

    ResponderEliminar
  12. palabra blanca versus palabra negra. Mujeres abstenerse.

    ResponderEliminar
  13. coincido con cain, ciudadades delanoche roja,como vision representa la perfecta ruptura de todos modelos al uso dela literatura.para represento la premonición del sida

    ResponderEliminar
  14. leí el almuerzo desnudo hace casi 6 meses, y me pareció genial... hasta que llegué a la mitad y empezó a cansarme...
    En verdad la experimentación de burroughs es demencial, no podría atacarlo por eso, lo que si me cansa es su recurrencia en temas como la droga, la homosexualidad, el crimen, la droga, la homosexualidad, el crimen, la droga...
    Empecé a interesarme por este tipo de "corriente" al leer opio en las nubes del colombiano rafael chaparro, obra en la que se ve un menor grado de experimentación en un argumento muy accesible y, desde mi punto de vista, nada cansón.
    Ahora estoy leyendo yonqui... y me parece una muy buena obra a pesar de que no veo la experimentación que hubiera esperado...

    ResponderEliminar
  15. no se como pudes decirq escritor de la cultura pop, estas en un error enorme, burroughs es le escritor mas grande sobre la historia, su literatura vamas alla de la tipica escritura lineal de las academias, quizas no te gusta ciuaddes de la noceh roja porq es una obra al igual toda la trilogia qse escribe en metaforass q van a un nivel de conocimiento superior, no creassq la planta q se alimenta de mierda y la condesa de gulpa son simples metaforas, si pùdieras abrir tu mente a los emnsajes, te darias cuenat q esta muy equivocaba frenet al viejo bill.

    ResponderEliminar
  16. yo digo que únicamente en algunos párrafos de Nietzsche he visto tanta fuerza acumulada como la de la "Invocación" de Ciudades de la Noche Roja:
    "Este libro está dedicado a los Antiguos, al Señor de las Abominaciones, Humwawa, cuyo rostro es una masa de entrañas, cuyo aliento es el hedor del estiércol y el perfume de la muerte, Angel Negro de todo lo que se excreta y fermenta, Señor de la Podredumbre, Señor del Futuro que cabalga en un rumoroso viento del sur, a Pazuzu, Señor de la Fiebre y las Plagas, Angel Negro de los Cuatro Vientos con genitales podridos desde los que aúlla a través de sus dientes afilados sobre las ciudades afligidas...
    NADA ES VERDAD. TODO ESTÁ PERMITIDO"

    ResponderEliminar
  17. me enontr eta pag. y andava aki leyendo sobre q opinavan sobre burrougs "cuidades de la noche roja"
    pero quisiera si alguien me podria dar informacion sobre su obra llamada "The Soft Machine" si esta interesante...

    ResponderEliminar
  18. no desalientes con tus palabras a aquellos q recien se estan sumergiendo en el mar de los libros .... todo esto es tu opinion ,tu punto de vista .... pues para algunos leer esto puede sonar desalentador y dejar de lado este fasinante escritor ... y en la cual esto para vos fue una experiencia que no resulto .... pero si podria ser para muchos otros que viven o vivieron de la misma manera que lo hizo willimas... desde ya saludos de corrientes argentina.

    ResponderEliminar
  19. pedrito-y-el-lobo08 marzo, 2011 18:49

    Realmente mucho que decir. Acabo de acabarme El Lugar de los Caminos Muertos. Y este mismo Blog me parece un verdadero lugar de los caminos muertos, rara vez transitado, remoto y fantasmal en este reino de la ilusión que parece ser la internet, tan parecido al efecto del Virus que denuncia Burroughs: una cárcel perfecta, voz interior e ilusión de libertad, y lenguaje racional a nivel individual, y cuya suma social resultan ser el Poder y el Tiempo (revolución industrial, destrucción del planeta por la acción del hombre enfermo). Burroughs se va a plantear como un curandero metafísico que opera básicamente mediante su literatura. Él ve, él conoce el origen del mal.

    Bueno. Diré que lo pasé bien con la lectura de este libro en particular, me reí varias veces, subrayé varios párrafos, como ese en que viaja a Marruecos (que para ustedes europeos de habla hispánica con el trauma de no ser los ingleses -a estos últimos el tío Bill los deja harto mal parados en su libro-, puede ser una experiencia más cercana)y en Tánger, asediado por vendedores y guías espontáneos, debe ensayar un tipo de NO que nunca quiere decir sí. A mi me ocurre que ha sido importante conocer la anécdota de la vida de Burroughs, tan diversa y viajada, para digerir mejor lo que pone en su prosa, que siempre es poética, que siempre funciona de acuerdo a las reglas inexplicitas -y acaso inexistentes- que rigen el mundo de la poesía.

    Realmente es una obra que podríamos llamar de ciencia ficción, compuesta por fragmentos que son micro-historias suficientemente autónomas, como echas a medida para esta época de dispersión y de velocidad dictada por la saturación electrónica que nos imponen los media.

    Son las observaciones y comentarios de un viajero adinerado e inteligente y muy bien educado, forzado por su propia biografía a ocupar el punto de vista del perseguido, del proscrito, del marginado, formando su propia élite política clandestina, homosexual, drogadicta, criminal, siempre dispuesta a combatir a los verdaderos enemigos del hombre, a los explotadores, a los banqueros, a los grandes políticos, a los verdaderos criminales, a los religiosos intolerantes, etc.

    Este plan libertario básico nos es presentado de manera clara en este y en otros libros de Burroughs. Intenta operar (ya que alguien ha mencionado aquí a Nietzsche) "una inversión de todos los valores" e indaga creativamente en el mundo de las nuevas tecnologías y de los viajes espaciales, manteniendo firme en el fondo un conjunto de preocupaciones, después de todo, bastante "democráticas", como el problema del envejecimiento corporal y de la muerte individual.

    Es cierto que le obsesionan el sexo, las drogas y la crueldad criminal, pero de una forma que sólo podría escandalizar o cansar a quienes piensan que Penélope Cruz es una persona altruista y noble cuando viaja a exhibirse paseando entre la masiva miseria crónica de la India, o a quienes están de acuerdo cuando los israelíes se presentan como víctimas del terrorismo árabe y palestino. Sólo pensar en este par de situaciones, me hace sentir una alegría de sanguinaria venganza e invocar a Humbaba, Señor de las Abominaciones.

    ResponderEliminar
  20. Coincido con el último en que éste blog es como una isla en medio de la laguna de Estigia, que es Internet, en donde puedes o bien cascártela o bien aprovechar la brecha que nos conceden los poderosos y aprender alguna que otra cosa interesante.
    Paso de los muchachos que empezaron a decir que Burrroughs es el mejor escritor de todos los tiempos y también del niño que dividió a la humanidad entre los que lo han leído y no. Este tipo de bunkers siempre se presta para los alaridos de los hiperbólicos exégetas de lo obstruso.
    A mi no me dieron los cojones para terminar las ciudades..., encontré que cojeaba y me aburrió. No me ocurre así con dostoievski y los viejos perros (modernos y no post-modernos). Leer a Rimbaud no es lo mismo que leer a Ginsberg. ¿Será que soy un nostálgico? Más bien un desdeñador de la vida actual,instantánea, metálica, donde sin un celular estás en problemas, y sin plásticos que acrediten tu identidad (llámesele carnet, cuenta bancaria o pase escolar) no existes.
    Burroughs no es la puerta. Es un beneficiado, nada más. Quien pueda sacar su tajada, sáquela, pero que no aparezcan después unos bandidos defendiendo un trasfondo inexistente. Burroughs no es cima de nada, como no sea de fraude literario. ¿Les apetece balear a unos cuantos familiares y luego escribir un fárrago de porquerías? Éxito garantizado.

    ResponderEliminar
  21. Pues a mí me parece que sí hay quienes son demasiado severos por aquí. En literatura, como en todo lo demás, no hay nada escrito. Leí por ahí que alguien dice que On the road es una porquería; cuando tanto literariamente como socialmente fue una novela que cambió el rumbo de la sociedad más poderosa del mundo.
    Jack Kerouac tenía un estilo literario único y creado por él mismo, y un estilo de vida que fue la base para el sentimiento de amor y paz de los 60's.

    Por otra parte, leí que hablaban del estilo "incomprensible" de Burroughs. Este hombre fue un intelectual, un visionario... escribía así porque había visto el mundo tan de cerca, que sabía que el lenguaje nos condiciona. Condiciona las circunstancias, el contexto, el resultado y la situación; por lo tanto él decidió destrozarlo y construir uno nuevo que fuera con su perspectiva del mundo. Un mundo desordenado, incoherente, desenfrenado pero deliciosamente atrevido.

    No son los mejores rescritores de la historia, pero dentro de sus respectivos estilos, probablemente sí que lo sean. Otra cosa es que a unos nos guste este estilo, y a otros no. Saludos

    ResponderEliminar
  22. Y tu quien eres fantasma? Prueba con uno de Coelho, seguro te va a gustar...

    ResponderEliminar
  23. lean "junkie" y "queer", escritura lineal de william burroughs. Y van a entender por qué es un gran escritor que tuvo que ir más allá.

    ResponderEliminar
  24. Basicamente W. Burroughs descubrio en El Almuerzo desnudo" ciertos fenomenos que se aparecen, tal como son en lo que Lacan Lllama el Real. Fue el unico, junto a Artaud, Ballard, y muy pocos mas que lograron traer de este lado los que los significantes que forman la red simbolica, en el lenguaje ( que el denomina virus), adquieren como forma escencial en un plano inaccesible, salvo desde las drogas psicotropicas o el yoga y tantra yoga ( el camino dificil) Te recomendaria que leas expreso nova, el Mundo sumergido (de ballard) Crash (Ballard), para darte cuente de que habla este hombre que de beat no tiene nada, ni de surrealista, ni de nada: es un mosntruo, un ser unico. Comprendo las molestias que provoca el Cut Up, metodo empleado a partir de su amistad con Bryon Gysin, pero armate de paciencia y lapiz y comparativa... El fue parte ( despues abandono) la Cientologia. Su tesis fundamental es la del universo pluridimensional, como las hojas de la cebolla. Los Agentes de Nova vienen desde el centro hacia las periferias y saltan de uno a otro universo intentando aumentar los niveles de violencia, que levantan las temeperaturas y provocan explosiones armagedon de los soles. Bill es el contra agente y promueve el uso de la metadona contra la droga morfina, como via de escape (fue su lucha desde que logro la cura) de ese mal infectando el mundo de su epoca y la nuestra prozac, clonazepanica... El era homosexual, pero su uso del sexo es un intersesor entre un estaido y otro como el tantra propone, solo que lo usa para describir pasajes dimensionales, historicos, con un espiritu magico que hoy podriamos definir como quantico. No abandones esta maravilla de la vida expuesta. Playa Terminal (Ballard) y Exhibicion de Atrocidades (Ballard) son tambien herramientas de conocimiento y apertura de puertas de la percepcion. Ballar y Burroughs fueron los que se cagaron en la sci fi de el viaje al exterior del planeta y encararon el viaje interior al profundo cerebro limbico de nuestra especie que guarda memorias y engramas de nuestros antepasados reptiles, en el bulbo raquideo. Tarea dificil, Te ruego, porque he regalada y jamas lo volvi a conseguir ( por plata y por desaparicion de ejemplares) un nuevo libro de esa trilogia o la trilogia completa. Si fueras tan amable me lo podrias pasar. Mi email es dansoria@gmail.com y si me buscas en facebook tambien estoy alli como daniel soria. Gracias y paciencia, que la nigredo en la alquimia del verbo es muy exigente de paciencia! cOM COROLARIO TE CUENTO QUE fRANCIA REALIZO EXPERIMENTOS AUMENTANDO LAS HORA DE TV Y LOGRARON DISMINUIR LA TEMPERATURA AMBIENTE EVITANDO EL ROZE MOLECULAR DE LA GENTE ACCIONANDO SUS FISICOS... uN OTRO, REALIZADO POR MI AMIGA lAURA hAIMOVICHI, PARA UN GRUPO EXPERIMENTAL DE FRANCESES QUE QUERIA ESTUDIAR LA FE: PUBLICARON UNA ESPECIE DE AMULETO DE SAN PIRULO EN PAGINAS AMARILLISTAS Y POPULARES EN UNA ORGANIZACIÓN TRUCHA. LAURA ESCRIBIA CARTAS FALASAS DE AGRADECIMIENTO. LUEGO COMENZARON A LLEGAR LAS VERDADERAS. oTRO: LA CANTIDAD DE GENTE QUE EN SU DESEO ACARICIA LOS PIES DE LOS SANTOS CARGA DE ENERGIA QUANTICA ESOS OBJETOS QUE CUANDO SATURAN PRECIPITAN REALIZANDO MILAGROS.

    ResponderEliminar
  25. Mi email es dansoria@gmail.com y estoy en el face busca daniel soria, de colonia barón, la pampa, argentina. Gracias!

    ResponderEliminar
  26. Yo seré más claro. Ni entiedes a Burroughs ni lo entenderás hasta que leas sus obras más representativas. Criticar a un autor a partir de una de sus obras menos representativas es indicativo de una ignorancia supina. Burroughs no fue idolo pop paramasas como warhol. Influyó en numerosos movimientos como el Punk y la Industrial Music y sirvió de inspiración para muchísimos autores como Ballard, Aldiss y a cineastas como Cronemberg....Buff, menudo error el reducir a Burroughs a mero idolo pop. Lease usted el almuerzo desnudo, yonqi, marica, la máquina blanda, nova express, exterminador para comenzar a aprender algo sobre el más grande de la generación beat. Asi no cometerá el mismo fallo de nuevo.

    ResponderEliminar
  27. pues tendrías que leerlo en ingles para realmente poder juzgar objetivamente a Burroughs...

    ResponderEliminar
  28. que lectores españoles no lo entiendan es un alago, el tipo escribió innovando y la innovación no es tan susceptible de traducción, que no puedan entender que ahí se pierda enorme cantidad de riqueza de un texto y más aun en una escritura innovadora, qué gente ignorante y cerrada

    ResponderEliminar
  29. Ya que no te han gustado los libros podrías vendermelos, no están disponibles en ninguna librería online...

    ResponderEliminar
  30. Ya que no te han gustado los libros podrías vendermelos, no están disponibles en ninguna librería online...

    ResponderEliminar